Welcome!

Welcome to our community forums, full of great people, ideas and excitement. Please register if you would like to take part.

This is extra text with a test link..

Register Now

Anuncio

Colapsar
No hay anuncio todavía.

La primera leche en bebés nacidos por subrogación

Colapsar
X
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • La primera leche en bebés nacidos por subrogación

    Todos hemos oído lo crucial que es la alimentación durante las primeras horas de vida de los recién nacidos.
    Es una decisión que hemos de ir pensando durante el embarazo, para que el momento del parto no nos pille por sorpresa.
    Y, evidentemente, en un embarazo por subrogación hay algunos casos que hay que tener en cuenta.
    A continuación, intentaré detallar las diferentes opciones
    Leche materna de la madre subrogada
    Todos hemos escuchado lo importante que es la leche materna: tiene defensas y vitaminas para nuestro hijo, y suele estar libre de bacterias.
    Pero en bebé nacidos por vientre de alquiler, este orden de importancia varía un poco.
    Si bien es cierto que la leche materna es de gran calidad, apostar para que la madre gestante amamante puede conllevar consecuencias más negativas, ya que puede llevar consigo sentimientos de apego.
    Sin duda, es un tema que hemos de hablar anteriormente con la gestante para que no haya malentendidos.
    De hecho muchos padres de intención optan porque sólo la primera toma sea de leche materna, y luego pasar al biberón.
    En mi caso, el otro día caí en la cuenta de una opción mixta que puede satisfacer la necesidad de estos padres que apuestan por la leche materna.
    Y es que la madre gestante puede sacarse la leche, y los padres gestante guardarla y repartirla en dosis.
    De este modo, mantenemos los nutrientes de la leche materna, pero no obligamos a la gestante a estar pendiente cada dos/tres horas.
    Biberón desde el nacimiento
    Otros padres optan desde el principio por alimentar a sus hijos con biberón.
    No podría responder si es mejor o peor que la leche materna, pero claro está que es más cómodo para todas las partes.
    En este caso, habrá que decidir si traemos la leche de España o la compramos en el país de destino.
    Todas las opciones son válidas, ¡pero recordad lo que cuesta que un bebé se acostumbre a un tipo de leche concreto! Por ello, sea lo que sea, recomiendo no cambiar mucho de marca

  • #2
    Nadie discute que la leche materna es ideal para el recién nacido.
    Tampoco olvidemos que las madres de leche es antiquísimo, las famosas matronas de principios del 1800.
    Y hoy existen gran cantidad de complementos para bebes de 0 a 2 años.
    Se debe pensar con tiempo que opción decidir para cuando nazca el niño, es parte de los preparativos.
    Y creo que es privadisimo de los padres la decisión final, bien aconsejados por un pediatra.
    Sin duda eligiran lo mejor para el recien nacido, fruto de tantos esfuerzos y años de búsquedas.
    Quien puede dudar del amor de esos padres que han optado por la ultima oportunidad para lograr su tan ansiado sueño.
    No os preocupeis, y es un tema más dado que debemso viajar fura de nuestro país por la gestación subrogada.
    Nosotros lo hicimos en Ucrania, y como nos quedamos hasta el primer mes de mis bebes, la madre gestante juntaba la leche en biberones que daba en mi regazo a los niños.
    Nada es problema cuando logras lo que mas ansias en tu vida d epareja, ser padres.

    Comentario


    • #3
      Dicen que la leche materna es lo mejor que puede ingerir un bebe durante las primeras semanas.
      La experiencia en mi familia me da el atrevimiento a decir que no es así.
      Segun mucho estudios médicos un bebe que es dotado de la lactancia materna se cría más sano que un niño que no.
      No creo que sea así, en mi familia se han dado muchos casos y la conclusión se establece en la calidad de la leche que pueda tener la madre.
      Es decir, no todas las madre generan el calostro de la misma manera, hay leche materna que no es tan nutritiva como otra.
      Por otra parte, hay madres cuya producción de leche no es suficiente y tienen que complementar con leche en polvo.
      También hay niño que nada más nacer son alimentados mediante la leche en polvo porque su madre opta por no dar pecho.
      Creo que es una elección muy personal que no conlleva a que un bebe esté mas sano que otro.
      Es más hay muchos niños criados con la lactancia materna que sufren de alteraciones de salud que aquellos que se han alimentado de manera inducida.
      Todo depende de la fortaleza del organismo de cada persona.
      Mi experiencia como mama mediante la subrogación establece que la alimentación mediante la indcucción de alimentos es mejor que la lactancia materna.
      Creo que ha sido un tema que no me ha llevado a tener que tomar alguna decisión precipitada.

      Comentario


      • #4
        Un concepto que tenemos muy claro es que la leche materna es el mejor alimento para el bebé. Y que además de alimento, el pecho proporciona al bebé cariño, consuelo y seguridad, y favorece el vínculo entre la madre y el bebé.
        Por este motivo, a las madres que optan por el biberón también se les aconseja tener contacto piel con piel con su bebé desde el nacimiento y alimentarles bien cerca de su pecho.
        ¿Qué ocurre si una madre no ha dado a luz? ¿Puede dar el pecho? Pues sí, cualquier mujer que tenga pechos puede amamantar mediante lo que llamamos LACTANCIA INDUCIDA (diferente de la relactación, de la que hablaremos en otra ocasión).
        Hay parejas de dos madres, o madres mediante maternidad subrogada o adoptivas, que ya han oído hablar de este tema y son ellas quienes se lo comentan a su médico, pero también las hay que ni siquiera se lo habían planteado o imaginado, y si lo hubiesen sabido lo habrían hecho.
        También se han conocido casos de abuelas que han amamantado a sus nietos, e incluso se publicó el caso de un transexual americano (que había nacido mujer pero se había sometido a una mastectomía) que consiguió alimentar a su bebé con su leche. Todo esto es especialmente práctico en caso de gemelos.
        Una mujer que tiene un bebé, ya sea por parto vaginal o cesárea,necesita dos ingredientes para tener leche en sus pechos: hormonas y succión. Tras la salida de la placenta disminuyen los niveles de progesterona y aumentan los de prolactina y oxitocina. La succión del bebé hará el resto. En cambio, cuando no ha habido parto, no tendremos este factor hormonal, pero esto no tiene por qué suponer un problema: hay medicación para ello.
        La inducción de la lactancia no es cuestión de dos días. Es un proceso largo que requiere paciencia y ser muy constante. Es una carrera de fondo, pero con un premio muy satisfactorio. Requiere tomar anticonceptivos durante varios meses, junto con medicamentos llamados galactogogos que aumentan la producción de leche (el más utilizado es la domperidona), de los cuales se irá aumentando la dosis paulatinamente. Seis semanas antes de la llegada del bebé se iniciará laestimulación del pecho.
        Otro detalle a tener en cuenta es que si se trata de una lactancia compartida entre dos madres esimportante que los primeros días el bebé tome el calostro de la madre que ha dado a luz. A partir del cuarto día, si ya existe subida de leche en la madre biológica, ya podrá compartirse el momento.
        La cantidad de leche producida es muy variable a pesar de utilizar la misma pauta. Conseguir una lactancia exclusiva a menudo no es posible, pero aquí lo más importante es reforzar el vínculo con el bebé y nutrirle, aunque sea parcialmente, con un ingrediente natural y de alta calidad.

        Comentario


        • #5
          La lactancia materna es el mejor alimento que se puede ofrecer al recién nacido. Junto a los beneficios sanitarios tanto para el bebé como para la madre, existen los psicológico-afectivos a través del contacto materno-filial.
          Cuando la madre no ha sido gestante, la relación maternofilial se inicia a partir del primer contacto con el hijo y muy especialmente a través de la lactancia.
          Una mamá no gestante se plantea amamantar a su hijo pudiendo partir de diferentes situaciones: adopción o subrogación. El hecho de conocer la fecha prevista para el nacimiento, el primer contacto madre-hijo, en caso de subrogación, permite que la madre esté preparada para el evento en un período de tiempo probablemente más preciso. En el caso de adopción de bebés no recién nacidos debemos tener en cuenta que el bebé tendrá una experiencia previa que puede influir en su nueva etapa.
          A continuación voy a exponer mi experiencia de inducción a la lactancia en situación de subrogación: Amamantar a un hijo recién nacido desde su primer día de vida.
          En mi caso, a la edad de 26 años sufrí una enfermedad leucémica tratada con quimio y radioterapia y transplante de médula ósea (TMO) con total remisión. Debido a las complicaciones y secuelas posteriores al TMO se me recomendó no embarazarme pues podría tener consecuencias muy graves para la salud propia y la del feto.
          No obstante, Xavier y yo teníamos la ilusión de formar una familia, así pues decidimos llevar a cabo el embarazo a través de un programa de subrogación.
          Al cabo de un tiempo, Mónica estaba embarazada de nuestro hijo, iba a llamarse Gerard. Fue un embarazo vivido a muchos kilómetros de distancia, pues ella vivía con su marido y sus hijos en Kiev, Ucrania. A pesar de la distancia vivimos el embarazo intensamente.
          Unos meses antes de nacer Gerard, una compañera de trabajo me comentó si me había planteado amamantarlo aunque no lo gestara. Desde aquel momento inicié un reto para mi muy importante: amamantar a Gerard. Conociendo los beneficios de la lactancia materna para el recién nacido y deseando tener un contacto relacional más íntimo con mi hijo, estaba suficientemente motivada para ello.
          Yo iba a ser mamá de un bebé recién nacido cuya fecha de nacimiento estaba prevista para el día 25 de enero de 2014, Gerard nació a las dos de la madrugada del día 26.
          Una vez planteada la decisión de amamantar, podía prepararme para ello.
          Desconocía qué debía hacer, así que me puse en contacto con “La Liga de la Leche” (LLL) y con otros profesionales de la salud, quienes con su gran sensibilidad respecto a este tema me ayudaron en mi empeño. También me fue muy útil el apoyo que recibí de una mamá canguro que había conseguido amamantar, con éxito, a su hijo prematuro de 5 meses.
          Un mes y medio antes que naciera Gerard, inicié un tratamiento farmacológico con Progesterona natural y Sulpiride. Al mismo tiempo inicié la estimulación de leche con un sacaleches eléctrico, empezando con un ritmo de succión bajo acelerándolo progresivamente. Empecé con dos sesiones de bombeo al día y posteriormente cada 2 o 3 horas durante el día y la noche.
          Quince días después se inició la salida de la leche, aparecieron en mi pecho las primeras gotas de calostro. ¡Que ilusión tan grande! Me planteaba si realmente podía ser calostro.
          Las pequeñas gotas que inicialmente eran amarillentas y transparentes iban cambiando poco a poco, hasta adquirir el color más blanquecino de la leche. En un principio la producción fue escasa, de 1-2 cc. en cada extracción, pero aumentó progresivamente.
          El extractor de leche individual, automático, funciona con pilas o conectado a la red eléctrica. Al ser pequeño y cómodo de utilizar me permitió su uso en casa o cuando salía de viaje. También fue eficaz la utilización de un sacaleches eléctrico doble, de alquiler domiciliario, sacando leche de ambos pechos de forma simultánea.
          El uso de éste método para estimular la producción láctea no fue molesto para mi. Probablemente, la mayor dificultad se encuentra en mantener un hábito constante, pues debe usarse de forma regular y frecuente para que sea efectivo.
          Al nacer mi hijo Gerard, la cantidad de leche producida era de 10 cc. cada 3-4 horas, y se incrementó con la succión del bebé, el cual recibía al mismo tiempo un complemento de leche artificial.
          Para ello fue necesaria la utilización de un sistema de alimentación simultáneo: The SNS (Supplemental Nursing System) que suplementó la falta de leche materna.
          Se trata de un dispositivo compuesto por una botellita que se cuelga en el cuello con dos sondas que se aseguran en cada uno de los pezones. Así el bebé al mismo tiempo succiona la leche de la sonda y la leche del pechoestimulando un aumento enla producción de ésta.
          Si bien es cierto que, si la mujer puede almacenar leche antes de nacer su hijo, luego podrá ser utilizada como complemento a su escasa producción en lugar de utilizar leche de fórmula.
          Unos días antes del nacimiento de Gerard, Mónica (nuestra madre subrogada), mi marido y yo, visitamos el hospital donde iba a nacer. Fue allí donde tuve una cita con una enfermera que me enseñó cómo debía ponerme el bebé en el pecho y cómo debía colocarme la botella de alimentación simultánea, pues conocíamos con anterioridad que la leche materna no sería suficiente para alimentar al bebé. Para ello utilizó un muñeco simulando a un bebé, un pecho artificial y el suplementador. Su demostración fue realmente muy útil.
          Transcurrida una hora del nacimiento de Gerard, inicié la lactancia. Esta primera experiencia no tuvo éxito, probablemente debido a la intensa emoción de encontrarme junto a mi hijo y, como no, de la inexperiencia.
          Después de un par de veces de intentarlo sin éxito, se observó que Gerard tenía una cierta dificultad para succionar correctamente. Mientras tanto tomaba leche materna y leche de fórmula en biberón.
          Para facilitar que Gerard pudiera succionar eficazmente, la enfermera de neonatología me enseñó cómo debía hacerle un masaje bucal y así conseguir que su succión fuera eficaz. Fácilmente conseguimos este objetivo. Durante unos días, Gerard tomó leche materna y leche de fórmula a través del biberón.
          Una vez acomodados en la intimidad de nuestro hogar, recuperamos la lactancia materna sin ayuda del biberón, utilizando el relactador para el complemento.
          Gerard, con un mes y medio de edad, tomaba ya 30 cc de leche materna, que fue en aumento progresivo. El hecho de que mi hijo estimulara continuamente el pecho al succionar, permitió que en algunas ocasiones pudiera alimentarlo exclusivamente con lactancia materna sin utilizar el relactador.


          Comentario


          • #6
            Desde hace muchos años a las mujeres se la da la opción de la lactancia materna como alimento al bebe o no.
            Muchas optan como de manera tradicional a seguir la alimentación de su hijo como siempre se ha hecho.
            Otras prefieren no dar el pecho a sus hijos y alimentarles mediante otro tipo de técnicas.
            Muchos estudios demuestran que la leche materna aporta más nutrientes al bebe que la leche de las farmacias.
            Esto no quiere decir que unos hijos se críen más sanos que otros o que tengan más facilidades oara enfermar que otros.
            ES más, los hijo que no estna criados mediante el pecho se crían exactamente igual que los que sí se han criado de esa forma.
            Creo que la única diferencia estimada es la unión que se crea entre el bebe y la madre a la hora de darle el pecho.
            Es una unión única y es un momento para el bebe y para la madre de conexión.
            Puede parecer una bobada pero hay madre que sienten que es una situación de paz con su bebe.
            Hay muchos casos en los cuales a la madre se le retira la leche y no puede criar a su hijo de una manera natural.
            Luego es como todo, hay madre que tienen la suerte de poder criarlos así y otras cuya leche no genera suficientes nutrientes para su bebe.
            Esto es muy complicado y cada organismo pasa por diferentes estados.
            Yo soy mama por subrogación y mis hijos se están criando de la misma manera que otro niño que se crie mediante el pecho.
            Mis hijos gozán de una salud excelente y total, aunque no niego que sí me hubiera gustado darles el pecho.
            Me propusieron en la clínica a la que acudí la lactancia inducida pero al principio desconocía que eso se pudiera dar de alguna manera ya que no gozaba de placenta.
            Me explicaron que era un proceso que se basaba en tomar anticonceptivos durante varios meses.
            Estos anticonceptivos tendrían que estas alternados con medicamentos (galactogogos) que aumentan la producción de leche
            La dosis de estos últimos se aumentaría de manera regular y las seis semanas antes de la llegada del bebé se iniciará la estimulación del pecho.
            Finalmente me decidí a no dar el pecho porque no quería seguir hormonándome, ya que había sido una situación mala para mi.
            Mis bebes estan sanísimos y perfectos para seguir creciendo poco a poco. Son mi mayor lucha para seguir hacia delante,

            Comentario


            • #7
              Hace unos años era impensable decidir dar el pecho a un bebe que ha nacido bajo la subrogación.
              Hoy en día ya no es así, ya que hay una serie de productos farmaceuticos que te ayudan.
              Estos hacen que la produccion de leche materna sea la suficiente como para alimentar al niño.
              Para mi la lactancia materna no es el hecho solo de alimentar al bebe.
              Sino es un vinculo y una unión que se forma entre el bebe y la madre.
              Si hablamos en terminos de salud, creo que la leche materna no es mejor alimento que el inducido.
              Es más hay muchos estudio que demuestran que los hijo que no estan criados por su madre estan igual de sanos que los que si.
              Y eso es verdad, ya que en mi familia se ha dado este tipo de casos.
              Creo que dar el pecho es algo muy personal que una madre puede elegir o no.
              Es más no creo que se deba de menospreciar a una madre que no quiera dar el pecho a su hijo.
              Yo en mi primer embarazo subrogado no quise dar el pecho y la clínica me dio la oprtunidad de que sí lo hiciera.
              Para mi era un momento complicado ya que con la ovodonación lo había pasado fatal.
              Y me encontraba en un punto que todo me afectaba en mayor o menor medida.
              Luego decidí que no lo iba ahacer y mi marido me apoyo en todo momento.
              En este segundo embarazo subrogado veo las cosas totalmente diferentes a lo anterior.
              Como he dicho creo que la lactancia es un momento mio y de mi bebe y no quiero perdermelo.
              Estoy dispuesta a estar homonándome y medicandome para conseguir sentir eso que hablan las mama que han dado el pecho.
              No se creo que hay que vivirlo una vez en la vida y sé que va a ser muy bueno,

              Comentario


              • #8
                Creo que este es un tema muy controvertido. ¿Dar el pecho o no a un bebe por subrogación?¿Será buena la leche de los fármacos?¿Es mejor alimentarles mediante leche en polvo?. Son muchas preguntas las que nos hacemos las madres sobre este tema. Y es muy dificil de gestionar en muchos casos. Saber si el alimento que damos a nuestro bebe le alimenta o no es lo que mas nos preocupa. En mi caso, fui mama subrogada en Ucrania y desde alli me ayudaron con este tema. Ellos me pusieron en a mesa diferentes situaciones. Y no me decante por dar el pecho a mi bebe. Ya que no podía tenerlo en mi barriga, por lo menos alimentarle. Eso hize, varios meses antes del nacimiento me sometía a un tratamiento para generar leche materna. La verdad es que fue secillo y si no lo hubier hecho, me hubiese arrepentido. Creo que es un vinculo precioso que se crea con el bebe. Ver que al fin y al cabo tu puedes aportarle algo, aunque sea en menos proporcion es precioso. Sivan a ser madre suborgadas no lo desestimen porque es un momento indescriptible. Creo que es un paso más de la ciencia para que nos podamos sentir más madres si cabe. Debemos de estar orgulloso de que podamos disfrutar de estos avances un poquito más. Y lo mejor de todo que los podamos dar a conocer al mundo,

                Comentario


                • #9
                  Madre mía hasta que limites vamos a llegar. Ya no solo es la maternidad subrogada sino que ahora tambien pueden ser lactantes. Es increible tanto el avance de la ciencia como a desmesura de las acciones humanas. No entiendo a donde se quiere llegar con estas cosas. Primero una mujer no puede ser madre natural. Se somete a un proceso en el cual embarazan a otra mujer que va a gestar a su hijo. Mientras tanto pasan los 9 meses y cada quien sigue con su vida normal. No se experimenta lo que es el dolor de estar embaraza ni la grandeza por la misma. Solo se consuelan con ver videos porque su gestante que esta en el extranjero. Y encima ¿pueden dar de mama al bebe?.
                  Pero a dónde vamos a llegar, enserio. Este mundo cada vez esta peor. Vamos continuamente a contra natura y llegará el día en el que nos pase factura. No podemos desarreglar lo que ya nos viene impuesto. No podemos denaturalizar un proceso que es biológico. No podemos actuar como que es algo normal cuando no lo es. No podemos seguir fingiendo que somo felices cuando no es así. No entiendo este punto de vista. Que tu hijo sea amamantado a base de fármacos me parece ya en demasía. En serio.. ¿vamos a seguir desrregularizando la naturaleza y sus procesos biológicos?.
                  Cada vez toma mas sentido lo que digo. Y por vuestras acciones se caen las cosas por su propio peso. No es justo ni moral partir de la base que el bebe va a ser muy feliz. ¿Alguién le ha preguntado a él si quiere que ese sea su destino?¿Es nomal que ese bebe tenga que sufrir ese proceso?
                  En serio la mente humana hay veces que no rige... y esta es una de ellas,

                  Comentario


                  • #10
                    Hola chicas. Soy nueva en estos mundo de la subrogación. Me han detectado un problema en el útero y me estan haciendo muchas pruebas. Aún no se si el diagnostico será bueno o no. Pero por si acaso ya estoy empezando a informarme sobre este tema. Me parece muy interesante eso de la lactancia sin estar embarazada. ¿Podrían explicarme un poco cual es el proceso?¿Si lo recomiendan los médicos o no? ¿Tengo que acudir a otra clínica para esto o lo realizan en la misma?¿La leche que se genera es igual que la de una parturienta?
                    Me parece muy interesante que existan estas técnicas para amamantar. No se si esto será bueno para el organismo o no la verdad.
                    Me gustaría saber si los fármacos los dan en la clínica o los subvenciona la seguridad social de nuestro país. Si eso es legal a aqui o no.
                    ¿Podrían ayudarme por favor? No entiendo nada sobre este tema,

                    Comentario

                    Trabajando...
                    X